LosMX.com > Comida Mexicana > Cabrito: el orgullo del norte del país

Cabrito: el orgullo del norte del país

Si algo distingue a México es la gran variedad gastronómica que se puede disfrutar en todos sus estados, brindándonos verdaderos manjares que en más de una ocasión hemos probado con mucho gusto. En una ocasión anterior, hablamos de las ricas enchiladas potosinas provenientes del mismo centro del país: San Luis Potosí. Hoy le toca a otro de los platillos más populares y deliciosos que tenemos el orgullo de poseer como mexicanos. Hablamos por supuesto del cabrito, comida típica del norte del país y muy presente en el estado de Nuevo León principalmente. Y es que, ¿quién no se ha comido unos sabrosos tacos de esta carne tan especial alguna vez?

cabrito

El cabrito es un plato que se come con gusto y más si se encuentra acompañado de unas cervecitas y salsas variadas. No hay nada mejor para quitarnos el hambre, si queremos disfrutar con la familia y los amigos. De hecho, en más de un estado se acostumbra volver de la preparación de esta comida un punto de reunión, para que todas las personas cercanas se junten a disfrutar.

Se conoce como “cabrito” a las crías de las cabras, que son sacrificadas para extraer este corte tan especial (¡vegetarianos y amantes extremos de los animales, abstenerse!), que después es preparado de formas variadas. Algunas veces le son añadidas yerbas aromáticas como el perejil y el cilantro, que le dan un sabor muy especial. Otras se cocina a la parrilla o a las brasas. Lo cierto es que hay muchos lugares y personas que se han preocupado por darle su toque especial y claro, ofrecerlo en distuntos puntos de la República Mexicana.

Pero si pensabas que los orígenes del cabrito se remontaban exclusivamente a nuestra cultura, te encuentras muy equivocado. Lo cierto es que los griegos y los romanos ya lo consumían a su manera; pues en estas civilizaciones antigüas, era costumbre ofrendar cabras al dios Júpiter, cuya simbología era precisamente representada por la cabra. Luego se tenía este platillo como protagonista de muchos banquetes que en épocas pasadas, ¡llegaban a extenderse hasta por días!

Otro aspecto interesante es que en la Biblia misma se encuentran varias referencias al “cabrito”, mismo que el pueblo hebreo solía utilizar como ofrenda para su dios, sobretodo en período de Pascuas.

Sin ir más allá, la historia del cabrito como lo conocemos hoy en día se remonta a España, un país en donde esta receta no es para nada ajena. A partir del siglo XVII, ya era común entre muchas personas del campo que acostumbraban trabajar con rebaños, preparar esta clase de comida. Se cuenta que todo comenzó cuando un pastor se dió cuenta de que le faltaba una de sus cabritas. Al ir a buscarla se percató de que la misma se había caído por un barranco, muriendo al instante. Decidiendo aprovecharla, se dio a la tarea de limpiarla muy bien y cortar la carne con su cuchillo, para a continuación asarla en una fogata. Y el resultado fue tan delicioso, que pronto aquello se transformo en una costumbre en los alrededores y el país entero. Tiempo después con la conquista española, la preparación del cabrito se quedo en México como tantas otras cosas que de Europa, llegaron a heredar nuestros antepasados.

Como ya te habrás podido dar cuenta, a menudo los platillos que consumimos guardan tras de sí muchos detalles que desconocemos y ni siquiera nos llegamos a imaginar. La próxima vez que te sientes a la mesa a degustar unos buenos tacos de cabrito, seguro que pensarás en lo que acabas de leer en el artículo de hoy. ¿Se te antojaron unos?

Sobre Eveday

Un comentario

  1. Pingback: Bitacoras.com

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*